Seguros 101

¿Es obligatorio contratar un seguro de hogar? Te lo contamos

20/6/2022
por
Tuio
Problemas con las tuberías, incendios o robos son algunos de los accidentes que pueden ocurrir en tu vivienda y de los que puedes protegerte con un seguro de hogar.

La vivienda es la adquisición más importante que realiza una persona durante su vida, en términos tanto de valor económico como de valor sentimental. Por consiguiente, es un bien que merece la pena proteger.

Además, las distintas incidencias que pueden suceder en una vivienda suelen ser bastante caras de reparar (goteras, fallos eléctricos, incendios, entre otros): se trata de imprevistos cuyos presupuestos de reparación normalmente hacen daño a la economía familiar.

Por lo tanto, vamos a analizar si es obligatorio contratar el seguro de hogar o no, y a distinguir las distintas situaciones por las que tendríamos la obligación de contratarlo. Veremos, además, por qué es recomendable contratar un seguro de hogar, no ya porque sea obligatorio o no.

¿Es obligatorio tener un seguro de hogar?

Para dejar las cosas claras desde el principio, no: generalmente, no es obligatorio contratar el seguro de hogar. No hay marco jurídico en nuestras leyes donde se vincule su contratación a la adquisición de una vivienda.

No sucede así, por ejemplo, con los vehículos a motor, donde contratar un seguro de auto o moto es imprescindible para circular. De hecho, circular sin seguro es motivo suficiente para que nos impongan una sanción administrativa (multa de tráfico).

Pero, volviendo al tema de los seguros de hogar, no existe ninguna ley que obligue, ni a propietarios ni mucho menos a inquilinos, a formalizar esta contratación. Como veremos más adelante, si adquieres tu vivienda pagándola al contado, o mediante un crédito personal, no tendrás obligación de asegurarla.

Las razones por las que debes contratar un seguro de hogar

Ahorro

Más allá de si es obligatorio un seguro de hogar, repasa los incidentes que podrían ocurrir en tu vivienda: una fuga de gas, un fallo en la instalación eléctrica, una rotura de tuberías, o directamente que entren a robar y te sustraigan algunas de tus pertenencias más valiosas.

Créenos cuando te decimos que el coste de reparar y restituir estos daños va a ser muy elevado. Puede que una economía familiar muy holgada pueda soportarlo, pero lo normal es que estos imprevistos sean demasiado costosos.

Responsabilidad civil

Tanto si vives en un piso como en una vivienda unifamiliar, lo más normal es que tengas vecinos: si es así, puede que seas responsable indirecto de algún siniestro que afecte a sus viviendas.

Por ejemplo, una gotera procedente de tu piso y que dañe el techo de la vivienda de tu vecino de abajo; o que, como consecuencia de un incendio dentro de tu hogar, se dañe la estructura de la vivienda del vecino.

¿Cuándo es obligatorio contratar un seguro de hogar?

Sin embargo, lo de que las leyes no establecen esta vinculación es parcialmente cierto: el Real Decreto 716/2009, determina en su artículo 10 que, al menos, los daños producto de un incendio deben estar cubiertos por una póliza de seguros.

Analizando y comparando los distintos seguros de hogar, veremos que los daños por incendio, al igual que los daños por robo, están cubiertos prácticamente por todas las aseguradoras del mercado. El motivo es, precisamente, responder a este requerimiento legal, al tratarse de una protección básica para una vivienda.

Pero hay una circunstancia en la que sí es obligatorio contratar un seguro de hogar: cuando, al adquirirlo, se haya suscrito un préstamo hipotecario. Cuando firmas una hipoteca, estás obligado a contratar un seguro de hogar.

¿Por qué? Porque, hasta que no termines de pagar todas las cuotas, la vivienda no será totalmente de tu propiedad, sino del banco donde hayas suscrito el préstamo. Por lo tanto, la entidad tiene derecho a que se asegure el continente mientras no hayas terminado de pagar la hipoteca.

¿Es obligatorio el seguro de hogar si estoy de alquiler?

Sobre el seguro de la vivienda en alquiler, aplican los mismos términos que antes: el propietario no está obligado a contratarlo salvo que la vivienda esté sujeta a una hipoteca.

Y, desde luego, ni mucho menos es obligación del inquilino: contratar el seguro en un piso de alquiler solo corre por cuenta del arrendador, no del arrendatario.

Pero si bien no es obligatorio contratarlo, nos remitimos a las recomendaciones mencionadas previamente: dado que el arrendador tiene que velar por la conservación de la vivienda, será interesante que cuente con un seguro del hogar que cubra tanto el continente como el contenido.

Este último, al menos, debe incluir el mobiliario que figuraba en la vivienda cuando fue entregada al inquilino (electrodomésticos, mobiliario…). Si vas a suscribir un alquiler, asegúrate que ambas partes estéis de acuerdo en este punto.

¿Qué seguros son obligatorios?

Como hemos visto, será obligatorio contratar un seguro de hogar solo cuando haya una hipoteca de por medio. Además, no tienes por qué contratarlo con el mismo banco con el que hayas suscrito el préstamo hipotecario.

Esta práctica era frecuente en España hasta 2013: los bancos que concedían las hipotecas obligaban a los propietarios a contratar estos seguros con sus propias aseguradoras.

Sin embargo, en ese año tuvo lugar la transposición de la Directiva Europea sobre Hipotecas. En su texto, se reconoció el derecho de los propietarios a contratar el seguro del hogar con la entidad que deseasen.

También debes recordar que, aparte del seguro del hogar, es obligatorio contratar el seguro de vida en una hipoteca. E, igualmente, eres libre de contratarlo con la entidad aseguradora que desees.

El seguro de la vivienda es prácticamente indispensable: más allá de las obligaciones, actúa como instrumento de ahorro y prevención frente a situaciones indeseables. Consulta en nuestros seguros de hogar aquel que se adapte mejor a tus circunstancias personales.

Bienvenido al seguro del siglo XXI

Contrata en segundos. Desde 5€ al mes.
DAME PRECIO
Sigue leyendo: